ChacoInfo

Balotaje en Uruguay: con el 81% de las mesas escrutadas, Lacalle Pou obtiene un 48,72% de los votos y Martínez el 46,05%

Compartir en mis redes:

La Corte electoral ya difundió datos oficiales. El resultado sigue siendo ajustado y provisorio. De Confirmarse la tendencia, el opositor se consagraría como el próximo presidente de los uruguayos

La Corte Electoral de Uruguay difundió el 81% de los votos escrutados. Según esos datos, el opositor Luis Lacalle Pou obtiene un 48,72% de los votos y Daniel Martínez, 46,05%.

Más temprano, la encuestadora CIFRA, que difunde un conteo a boca de urna, difundió los datos de un 31,5% de votos escrutados de la muestra. Según sus estimaciones, el opositor Luis Lacalle Pou, del Partido Nacional, obtendría un49% y Daniel Martínez, del Frente Amplio, un 47% de los votos. De confirmarse la tendencia, Lacalle Pou se convertiría en el próximo presidente de los uruguayo. CIFRA, además, informa un 4,2% de votos blancos y/o nulos.

La otra encuestadora, OPCIÓN, difundió resultados similares: Lacalle Pou 48,5% y Martínez, 47,6%.

Mariana Pomiés, socia de CIFRA, aseguró que el resultado es “muy ajustado” y calificó la elección como “un poco sorprendente”. De todas formas, afirmó que las tendencias para ella son claras y que «el presidente electo es Luis Lacalle Pou”.

Los resultados oficiales de los comicios se conocerán esta misma noche. El nuevo presidente asumirá el próximo primero de marzo para un mandato de cinco años. Hasta ahora, se sabe que votó el 90% de los habilitados para sufragar, una cifra récord.

Tras la primera vuelta de octubre, Lacalle Pou, del Partido Nacional, logró reunir en una alianza a todo el arco opositor, incluidos el liberal Partido Colorado, el derechista Cabildo Abierto, liderado por el excomandante en jefe del Ejército Guido Manini Ríos, o el socialdemócrata Partido Independiente.

Luego de tres mandatos consecutivos, el Frente Amplio pugna por mantenerse en el gobierno al que llegó en 2005. Pero con un desempleo del 9,5%, una economía estancada con un persistente déficit fiscal del 4,9% del PIB, y un aumento del 45% en el número de homicidios entre 2017 y 2018, en un país considerado seguro en el contexto latinoamericano, Uruguay podría cambiar de signo político este domingo.

El candidato opositor anunció que, en caso de victoria, su primera decisión será enviar al Parlamento una “ley de urgente consideración” con la que pretende adoptar medidas rápidas en 90 días. Este proyecto busca declarar la “emergencia” de seguridad, eliminar los pagos obligatorios por vía de entidades financieras introducidos por el Frente Amplio, y liberar la importación de combustible en un país donde una empresa estatal tiene el monopolio y los precios del carburante están entre los más altos del mundo. Lacalle Pou planteó asimismo un ordenamiento de las cuentas públicas para controlar el déficit fiscal mediante ahorros de hasta 900 millones de dólares en el Estado.

Noticias Relacionadas