ChacoInfo

Encuentran cuerpos de dos niños argentinos descuartizados en Brasil. Habrían sido masacrados en culto satánico

Dos hombres habrían pagado 25 mil reales en un ritual de magia negra que exigía el sacrificio de dos niños de la misma sangre.







Los  menores habrían sido llevados desde argentina por un hombre y entregados para el ritual.

Después de más de cuatro meses de investigaciones  la policía de Rio Grande do Sul está cerca de resolver este macabro suceso.

Los cuerpos de dos niños de 8 y 12, fueron hallados masacrados el 4 de septiembre de 2017, en una carretera en Nuevo Hamburgo, Región Metropolitana de Porto Alegre.

Hasta hoy sus cabezas no se han encontrado.

En ese momento, no había ninguna pista sobre los asesinos y al principio se llegó a sospechar que eran partes de una mujer y un niño.

Ambos cuerpos estaban distribuidos en sacos de basura, tirados en un descampado en la calle Porto das Tranqueiras, en el barrio Lomba Grande y fueron encontrados por un cartonero.

No existían huellas digitales, testigos ni  avisos de personas desaparecidas con esas descripciones.







La única pista eran las dos cajas en las que estaban algunos pedazos de los niños descuartizados.

De acuerdo con el delegado de la Policía Civil que guiaba el caso en esa época, Rogério Baggio Berbcz, las cajas son de una marca de jabón en polvo que no es comercializada en el RS, ni en el sur de Brasil, sólo en la región de Pernambuco.

Aunque los responsables aún mantienen sigilo sobre muchos detalles porque la investigación está en marcha, ya anunciaron la detención de tres personas el 3 de enero de este año.

Según detalló el sitio TN Online, el cuerpo del pequeño, que tendría entre “siete u ocho años” y de la nena de entre “11 u 12 años”, fueron hallados en un baldío.

Hasta el momento,  los menores no figuran en  los bancos de datos de Brasil. Para la Policía Civil de Novo Hamburgo, los menores serían de las provincias de Misiones o Corrientes  y habrían sido intercambiados probablemente por traficantes.

Por el hecho, siete personas son investigadas por la muerte de los menores en el marco del ritual satánico. Cuatro se encuentran presas, en tanto tres están prófugas.
 
Lugar del ritual

El templo donde se produjo el ritual se encuentra en Gravataí, a unos 30 kilómetros del lugar donde se hallaron los cuerpos en Novo Hamburgo. Durante la investigación, la Policía incautó la capa y una máscara usada por el brujo y documentos que comprueban las actividades que realizaban.

 




Noticias Relacionadas