Categorias

En España esperan fabricar hasta 100 respiradores por día mediante el uso de impresoras 3D

Compartir en mis redes:

El Consorci de la Zona Franca de Barcelona (CZFB), Leitat, el Consorci Sanitari de Terrassa y el hospital Parc Taulí de Sabadell en Cataluña, España, en las afueras de Barcelona, en colaboración con varias empresas, han desarrollado el primer respirador mecánico de campaña fabricado mediante impresión 3D industrializable. Es decir, con capacidad de producción escalable.

Esperan crear entre 50 y 100 unidades diarias durante la próxima semana. Los respiradores son, en plena situación de emergencia por el Covid-19, un bien esencial en todos los hospitales. “La capacidad de producir esto industrialmente es muy importante en estos momentos”, destaca el delegado del Estado en el CZFB, Pere Navarro.

“Puede salvar vidas

MANEL BALCELLS Comisionado de salud del centro tecnológico Leitat

“Puede salvar vidas”, considera Manel Balcells, del comisionado de salud del centro tecnológico Leitat. “Llega en un momento crítico por la gran demanda de respiradores cuando el mercado tradicional no alcanza. Es de campaña, simple, pero que permite intubar durante tres o cuatro días”, añade Balcells, que también es presidente del consejo asesor del departament de Salut.

El diseño del Leitat 1, nombre del nuevo respirador, ha estado a cargo del ingeniero senior de Leitat Magí Galindo. El director de Innovación del hospital Parc Taulí de Sabadell y experto en ventilación mecánica, Lluís Blanch, lo ha validado médicamente.

Se ha simplificado al máximo su diseño y los componentes para conseguir un dispositivo médico robusto, de utilidad y de menor complejidad para hacer más fácil su producción y ensamblaje. Sin las nuevas tecnologías sería imposible.

Imagen de un respiradero fabricado con impresoras 3D en la Zona Franca
Imagen de un respiradero fabricado con impresoras 3D en la Zona Franca (CZFB)

La producción de este material vital en plena pandemia del coronavirus se realizará en los equipamientos del CZFB, que recientemente ha impulsado una incubadora de empresas dedicadas precisamente a la impresión 3D. “Esta alianza público-privada se ha producido tan rápidamente porque ya estamos trabajando juntos en estos aspectos”, asegura Pere Navarro.

Se dispondrá también de los equipos de producción de HP, así como de la colaboración de Airbus y Navantia, que también se han unido a este proyecto público-privado. Además, se contará con el apoyo y la capacidad de producción de usuarios y comunidades de makers, con el objetivo de conseguir incrementar la cifra de fabricaciones en los próximos días.

“Pensamos que podemos sumar a otras empresas para ampliar la capacidad de producción. Creemos que podemos solucionar buena parte del problema”, ambiciona Navarro. Además de en la fabricación, ya se está trabajando en el reparto de los respiradores.

“Estamos hablando con empresas de distribución de toda España, Correos ya se ha ofrecido”, avanza. Cares, también residente en la Zona Franca, se encargará del ensamblaje y paquetación.

Por otro lado, mientras el nuevo respirador ya se está fabricando en la Zona Franca, el equipo de desarrolladores ya está trabajando en el Leitat 2, que se ajustará todavía más a los requerimientos de la Agencia Española del Medicamento.

Recreación del respirador 3D industrializable
Recreación del respirador 3D industrializable (Consorci Zona Franca Barcelona / Consorci Zona Franca Barcelona)