Categorias

Por el bono a jubilados, Asignacion y tarjeta alimentaria ingresaran al Chaco casi $3 mil millones de pesos

Compartir en mis redes:

El Gobierno Nacional inyectará en la provincia del Chaco, casi 3 mil millones de pesos para garantizar seguridad alimentaria y reactivar el consumo, de cara a las fiestas de fin de año y al inicio del 2020.

Esto será posible con la aplicación de la ley de solidaridad y reactivación productiva propuesta por el presidente Alberto Fernández y aprobada por el Congreso de la Nación, que fija aumentos en jubilaciones y pensiones e ingresos de Asignación Universal por Hijo (AUH), además de que permitirá financiar la Tarjeta Alimentaria, dando cumplimiento a la premisa de “empezar por los últimos para llegar a todos”.

En sintonía con el presidente, el gobernador Jorge Capitanich explicó que “esta es una primera etapa que impactará de manera directa en el bolsillo de las chaqueñas y los chaqueños más vulnerables”, dando respuesta a aquellas familias “que viven en la informalidad laboral, personas de carne y hueso que todos los días salen a trabajar para obtener un plato de comida y que necesitan pasar las fiestas en paz y armonía”.

DETALLES DEL IMPACTO

Estos incrementos adicionales que se dan en el marco de la emergencia económica que atraviesa el país y la provincia, representarán entre diciembre del 2019 y enero del 2020 una estimación de 2.800 millones de pesos para amortizar la cobertura de 340.000 personas beneficiarias.

Para jubilaciones y pensiones el Gobierno destinará un bono de $10.000 en dos cuotas de $5.000 cada una, a pagarse en diciembre y enero.

El 73,4% de los 223.845 jubilados y pensionados nacionales que tiene el Chaco, es decir cerca de 164.500, estarían en condiciones de percibir ese bono, lo que representará una inversión de $1.645 millones para esta población. El objetivo es que ningún beneficiario cobre menos de $19.000.

La Asignación Universal por Hijo (AUH) cubre a 173.039 niños, niñas y adolescentes en la provincia. Todos ellos recibirán un adicional de $2.000 en diciembre del 2019, que significará una inyección de $346 millones.

En tanto que la Tarjeta Alimentaria será la principal herramienta que el Gobierno Nacional pondrá a disposición de las familias más humildes de la Argentina para superar la insuficiencia de alimentos con una política nutricional. Funcionará como una tarjeta de débito pero destinada exclusivamente a la compra mensual de una serie de productos de la canasta básica.

La entrega será automática y no requerirá inscripción, ya que está destinada a personas beneficiarias de Anses: madres y padres con hijos e hijas de hasta 6 años que reciben la AUH, también embarazadas a partir de los tres meses, y personas con discapacidad.

En la provincia se distribuirán entre 85.000 y 100.000 tarjetas (equivalente a titulares de Anses) con $4.000 para madres o padres con un hijo, y con $6.000 para madres o padres con dos hijos o más; ambas con reintegro impositivo del 15%.

Si se toman solo las tarjetas de $4.000, el programa estaría generando entre diciembre y enero una circulación estimada de $680 millones a $800 millones.

El lunes 30 de diciembre se depositarán los bonos para jubilados, pensionados y beneficiarios de AUH, mientras que la Tarjeta Alimentaria podría empezar a funcionar ya para la tercera semana de enero.

De esta manera, y luego de haber firmado el acuerdo de “tregua”, el Gobierno Provincial asegura un cierre de año y un inicio de 2020 con “paz social”.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *