Categorias

En reclamo de pases a planta, trabajadores tomaron la sede del Instituto de Cultura

Compartir en mis redes:

Un grupo de trabajadores del Instituto de Cultura, nucleados en la ATE, profundizaron las medidas de fuerza que llevan adelante en reclamo por el pase a planta en el sector y realizan desde anoche una toma pacífica en la sede de Arturo Illia 245.



Mientras los trabajadores permanecen en el interior del edificio, con las puertas cerradas y sin dejar ingresar a las personas, en la vereda otro grupo de diferentes áreas y organismos también en lucha acompañan la medida.

Luego de tres días de paro y manifestaciones, anoche los trabajadores realizaron una vigilia dentro de esa dependencia central del Instituto a la espera de “una respuesta satisfactoria por parte del Ejecutivo” a la principal demanda del pase a planta de los trabajadores contratados, que en algunos casos superan los 15 años de antigüedad.

Más tarde, definieron continuar con la “permanencia pacífica” en el edificio y el cese de todas las actividades, tanto administrativas como de ejecución y gestión cultural de este organismo del Estado.

“Hace más de seis meses que no tenemos respuestas del Ejecutivo”, aseguraron los trabajadores desde la toma esta mañana. En ese sentido, recordaron: “En diciembre del año pasado, el anterior presidente del Instituto nos prometió que en marzo pasábamos a planta la totalidad de los compañeros que, en algunos casos, estamos esperando hace más de 15 años. Pero no hubo respuestas”.



Sobre la postura del actual titular del Instituto de Cultura, Marcelo Gustin, aseguraron: Anoche el presidente vino y empujó la puerta, se ve que se fue molesto y no pudimos hablar con él. No tienen respuestas para nosotros”.

Además adelantaron que continuarán con esta medida de fuerza durante todo el fin de semana y el lunes inclusive.

LAS DEMANDAS

Entre las demandas específicas, enumeraron: “Trabajadorxs con más de 15 años de antigüedad, precarizadxs (el último pase a planta fue en 2013).

También desde el sector recalcaron que “hace unos años atrás se dio un ‘pseudo’ llamado a inscripción por un posible pase a planta, que fue todo una mentira con un sistema fraudulento que no emitía comprobante; aumento para lxs trabajadorxs precarizadxs; urgente tratamiento y sanción de la Ley del Trabajador de Cultura; cese inmediato de la Persecución y hostigamiento a lxs trabajadorxs que se encuentran en plan de lucha y el cese del sometimiento a las condiciones temporales que violan el principio de dignidad y equidad, art 14 bis C.N; además, se denuncia el descuento de  2000 pesos de un sueldo de 10.000 a tres compañeras precarizadas que realizan tareas de mantenimiento y limpieza en los haberes correspondientes al mes de agosto como acto disciplinario y clara persecución que viene manteniendo las autoridades de Cultura”.